Ayelín Iczae: A un año de su feminicidio, Fiscalía no ha entregado sus restos completos

Mexico
Tipografía

Flora Marcelo, mamá de Ayelín Iczae, denunció que la Fiscalía de Guerrero no entregó completo los restos de su hija de 13 años, quien fue asesinada hace un año en Tixtla

A un año del feminicidio de Ayelín Iczae Gutiérrez Marcelo, de 13 años de edad en Tixtla, su mamá denunció que la Fiscalía de Guerrero no le ha entregado los restos completos de su hija.

Además, el proceso penal contra las 4 personas que fueron detenidas hace casi un año por el feminicidio de Ayelín, sigue en pausa porque las audiencias de la etapa intermedia se cancelaron.

“La Fiscalía de Guerrero ha sido omisa conmigo, no quieren que sepa nada, ni los avances. Sólo me dicen que no me preocupe, que el caso ya está en la etapa final a pesar de que aún falta detener a otras dos personas”.

FLORA MARCELO
En entrevista con SDPnoticias, Flora Marcelo, mamá de Ayelín Iczae, explicó cómo ha sido la lucha por justicia en Guerrero y las amenazas de muerte, irregularidades y revictimización en su contra.

Exigen búsqueda de Ayelín Iczae en Guerrero

Flora Marcelo explicó que el 19 de octubre de 2020, la Fiscalía General del Estado (FGE) de Guerrero, le entregó el cuerpo de su hija sin decirle que faltaban algunos restos.

“Cuando me entregaron el cuerpo de mi hija, no se me dijo que faltaban algunos de restos y como autoridades tuvieron que hacer la búsqueda y entregarme hasta el último huesito del cuerpo de mi hija”.

FLORA MARCELO

Es por esto que la principal exigencia de la familia de Ayelín Iczae es que la FGE busque y entregue completo el cuerpo de la niña, que se implementen las acciones necesarias para encontrar los restos que faltan.

“Como familia, pedimos una reparación del daño justa, que tome en cuenta el daño moral, la pérdida patrimonial por el desplazamiento forzado y sobre todo, el proyecto de vida de Ayelín”.

FLORA MARCELO

Ayelín Iczae Gutiérrez Marcelo era una niña de 13 años de edad con sueños y metas, quería entrar a la Marina y le gustaba hacer deporte, jugar básquet, fútbol, andar en bici, y hacer acrobacias, “era una niña muy feliz”.

El pasado 22 de septiembre, Ayelín habría cumplido 14 años de edad.

El proceso penal por el feminicidio de Ayelín en Guerrero

En octubre de 2020, 4 hombres fueron detenidos por el feminicidio de Ayelín, y el fiscal de Guerrero, Jorge Zuriel de los Santos, dijo que iban a solicitar otras dos órdenes de aprehensión.

Esto último no ha pasado y la familia de la niña de 13 años de edad ni siquiera ha sido notificada sobre los nombres de estas dos personas, no se sabe quiénes son.

De acuerdo con Flora Marcelo, los detenidos explicaron que a ellos les pagaron para privarla de su libertad, sin embargo, al no encontrarla realizaron el rapto de su hija para posteriormente, “hacer un intercambio”.

Lo anterior no ocurrió porque cuando desapareció Ayelín, el 15 de octubre de 2020, en Tixtla comenzaron a patrullar decenas de policías y los responsables “para deshacerse del problema, la asesinaron”.

Esta posible línea de investigación no ha sido indagada por la Fiscalía de Guerrero porque, según la madre de la niña, se le notificó que los detenidos dijeron esa versión sin la presencia de su abogado defensor.

“Entonces, lo que dijeron no es válido y hasta ahora, se han reservado su derecho a declarar y no se sabe nada de esta persona que también podría estar involucrada”.

FLORA MARCELO

Actualmente, el proceso penal se encuentra detenido en la etapa intermedia porque las audiencias se cancelaron por la pandemia y siguen sin fecha. Exigen que los 4 detenidos reciban la pena máxima.

El caso de Ayelín Iczae

Ayelín Iczae Gutiérrez Marcelo fue hallada asesinada la mañana del 19 de octubre de 2020 con rastros de mutilación en una barranca a pocos metros de su casa en la cabecera municipal de Tixtla.

En un comunicado, la Fiscalía informó que de acuerdo con la necropsia de ley, la niña murió por traumatismo craneoencefálico severo.

El día de la desaparición de Ayelín, su mamá se comunicó con ella y acordaron reunirse en un punto medio pero la niña no llegó; a la noche, su familia denunció aunque no iniciaron la búsqueda de inmediato.

Desde hace un año, Flora exige justicia por su hija a pesar de las amenazas de muerte que ha recibido y por lo que tuvo que dejar su casa en Tixtla, Guerrero.

El pasado 17 de octubre, colectivas feministas realizaron una marcha en Tixtla para exigir justicia a un año del feminicidio de Ayelín.

Con información de SDPnoticias.