tijuana principal

58% de altos directivos en México retomarán planes de inversión hasta 2024: KPMG

Mexico
Tipografía

El documento muestra que 59% de los encuestados espera cierta recuperación económica durante 2022

En un entorno de recuperación después del golpe económico de la pandemia de Covid-19, la falta de confianza se mantiene en el ambiente de negocios, con lo que 58% de altos directivos en México piensa retomar sus planes de inversión previos a la contingencia sanitaria hasta o incluso después de 2024.

De acuerdo con  la perspectivas de la alta dirección en México 2022 “resiliencia ante la incertidumbre”, realizada por la consultora KPMG entre mil 383 ejecutivos, se muestra que 40% de los entrevistados aún no define cuándo retomará sus planes de inversión, mientras que otro 18% lo hará en 2024.

En tanto, apenas un 14% volverá a su estrategia de inversión este año y un 28% lo hará hasta 2023.

“Hay confianza en la recuperación de la economía en forma de ‘V’. Lo que está por verse es si puede haber razones de confianza de que no solo sea un rebote y si habrá una economía boyante. Es lo que dice la encuesta cuando muestra que hay reservas a la inversión”, dijo el socio líder de clientes y mercado de KPMG en México y Centroamérica, Ricardo Delfín.

El documento muestra que 59% de los encuestados espera cierta recuperación económica durante 2022, mientras que 48% consideró que aún se observarán restricciones a la movilidad.

Así, 82% consideró que sus ventas serán superiores a las de 2021, mientras que apenas 9% las espera similares a las registradas el año pasado y otro 9% estima un mal año en ventas.

De acuerdo con el documento de KPMG, 45% de los directivos de alta dirección expusieron que no tuvieron impacto por la reforma a la subcontratación en México, mientras que un 41% dijo que sí fue afectada por la medida y un 14% de los entrevistados dijeron haber tenido resultados positivos.

En ese sentido, 24% explicó que el cambio de mayor dificultad fueron los temas laborales; 19% los cambios logísticos o de proveedores y 17% su reestructura corporativa. 

“Lo que viene a impactar es no poder tener los esquemas de operación que sí se tiene en otros países en donde los inversionistas extranjeros pueden tener planes de inversión a futuro”, explicó KPMG

Con información de El Universal.